martes, enero 04, 2011

Semblante Plateado



Ayer fue una tarde especial, la pareja decidió ir a ver a mis tios entre otras cosas para darles el dinero de la lotería, a mi me daba mucha pereza pero hacía tantos años que no los veía .. además me gusta volver al segundo barrio en el que viví en madrid, metro quintana.

La historia de mi familia materna se cuenta en 5 minutos, mi hermano y yo siempre íbamos a la caza de algún secreto jugoso pero nada, nunca dimos con ninguno, la de la paterna tiene tantos recovecos, ramificaciones, tiene tanto intríngulis que ayer nos enteramos de cosas que ni mi padre sabía, otra vez a cambiar mis memorias decía. Lo último que uno sabe de las personas, si es que llega a saberlo alguna vez son sus debilidades, ahora se un poco más de cómo era mi abuelo, hasta ahora era como un personaje de cuento con todas esas historias de su niñez en brasil y buenos aires, a mi siempre me dio miedo porque yo sólo le conocí siendo muy pequeña y era ya muy mayor, ahora es más real, más humano, muchas de las cosas que ayer se hablaron - alrededor de una mesa camilla, mi tía insistia en ir al salón pero yo creo que allí, en una habitación pequeña y con mucho calor fue el mejor sitio para tanta historia pasada – yo no las sabía, no es que tengan ya importancia ni que sirvan para nada, son solo parte de la memoria de nuestra familia, aunque cada vez más disgregada y que irá desapareciendo con nosotros.

Ayer fue especial porque por algún motivo, que hacía mucho que no nos veíamos, que mis tios ya son muy mayores, que se que pensaban ayer los dos juntos, tan mayores ya y encogidos que a lo mejor no nos volviamos a ver… algo hizo que mi tío nos contase todas aquellas cosas. Fue a por una carpeta de donde sacó una carta de mi abuelo, la única que él guardo, me la dio y me dijo esta carta no la ha leído nadie, es decir ninguno de nosotros, sus hermanos o hijos o sobrinos sabíamos de su existencia. En realidad era una carta sólo importante para él y relacionada con lo que nos estaba contando, él no sabía cuando me la dió que yo aparecía en ella, 8 meses después de nacer yo mi abuelo le decía en la introducción, estan pasando aquí unos dias St, su mujer y familia, que es una niña preciosa y muy simpática, me mira de una manera tan alegre y tan simpática...

De pequeña yo siempre quería ser mayor por cosas como las de ayer, porque siempre me daban mucha envidia los mayores, reunidos en mesas y sofas contando cosas que los niños no podiamos oír.

Y hoy nos hemos quedado sin eclipse de sol en madrid que estaba todo nublado. Pero gracias a un blog que me encanta, el de Jordi Busque, he podido ver el de Barcelona.

Esto fue lo más emocionante que vi sobre morente a raíz de su muerte. Una blogotheque de mayo del año pasado.

Enrique Morente | A Take Away Show | #116 - Part 1 from La Blogotheque on Vimeo.



Aquí el segundo vídeo y la información sobre esta sesión.

Who is this French guy? said Morente at the phone conversations we had. It wasn’t difficult to make him understand the meaning of our meeting that finally took place the day of the filmmaking in Granada. Morente’s curiosity for the unknown creativity was the reason that moved him to bring his wife Aurora and one of his daughters Solea at this magic place in Granada, “El Bañuelo”, the XI Century Arabic thermal baths of this town. Unknowing of what was like to shoot a video in a spontaneous way, with out rehersals or contracts, but at the same time conscious that its supposes a way of communication that i didnt want to pass. He ended his telephone calls in the same way “thanks for keeping an eye on me”. Maybe after a whole career he was still and apprentice, an apprentice of the “new life” Thanks Enrique for your curiosity, for your thankfulness, and for your message, that makes all this life make sense.

2 comentarios:

atticus' daughter dijo...

Chica, me ha calado tu escrito de hoy. Soy bastantes años más jovencita que tú, pero he tenido recientemente muchas de las sensaciones que comentas. Mis abuelos eran muy, muy mayores, no conocí a uno de ellos, y a mis dos abuelas sólo las conocí de niña. Y cuando de repente alguien empieza a explicarte historias sobre ellos, revives su historia y, como dices tú, empiezas a verlos más reales, más humanos. En fin, una chorrada, pero me apetecía compartirla.

Un beso, y que se porten bien los Reyes contigo!! :-)

Viola Tricolor dijo...

hola atticus, no es un ninguna chorrada, a mi me gusta que me lo cuentes. es una pena no conocer a los abuelos, yo disfruté muy poco de mis abuelos paternos que también eran muy mayores cuando nací, por eso son un poco como personajes de cuento.

que tengas también una bonita noche de reyes, yo ya he estado en la cabalgata :)

un besote.